viernes, 25 de septiembre de 2015

Mira el pajarito

HABÍAMOS IDO AVANZANDO poco a poco, que es lo que se hace en los conciertos, con un ojo en el escenario y otro en el bar, calculando la distancia, buscando levensraum, espacio vital, y un equilibrio óptimo entre objetivos. Un par de metros con cada canción. A pasitos pequeños. Como una legión romana. Y eso que éramos dos.

Llegó un momento a mitad de concierto (no me pregunten qué canción sonaba) en que dimos con el sitio perfecto. Muy cerquita de las tablas y sin agobios. Una paz interior irrepetible. Los astros alineados.

Nos duró dos segundos.

Yo soy casi imperceptible a lo alto, pero mi amigo mide casi 1,90. A su hombro se asomó un dedo repetitivo como un pájaro carpintero. "Muchas gracias, eh, muchas gracias" (en realidad decía grasias, que era argentino, pero eso no viene al caso). "Que dis?". "No, que muchas gracias, muchas gracias". "Gracias de que?". "Llevo media hora grabando y ahora vas tú, te pones delante y me lo jodes. Muchas gracias".

Era el año 2007 (...)

http://diariodepontevedra.galiciae.com/blog/441039/mira-el-pajarito

3 comentarios:

  1. siempre me ha parecido una expresión muy gay esa de mirar al pajarito.

    ResponderEliminar
  2. Pues si a la contraportada le añades la foto de una fan adolescente...

    ResponderEliminar